«En este mundo traidor

 nada es verdad ni mentira

 todo es según el color

 del cristal con que se mira»

Ramón de Campoamor.

 

(Aprendí la técnica que os cuento aquí en un interesante curso de reencuadre de Anette Prehn en Udemy.com)

Imagina que eres Robinson Crusoe y que tu barco ha naufragado. Eres el único superviviente y has llegado a una isla desierta.  ¿Te parece que has tenido suerte o que eres muy desgraciado?. Seguramente tengas motivos para pensar ambas cosas. Pero hay algo que va a determinar como te sientes.

 

Como ser positivo pensando como Robinson Crusoe

Por: flickr.com/photos/kit4na/6969471560/

 

 

Tu atención. 

Si Robinson Crusoe se deja llevar por el pesimismo, tiene muchos motivos para pensar que ha tenido una desgracia. Su barco ha naufragado, personas que conocía se han ahogado, está en una isla en la que le faltarán muchísimas cosas y por la que no pasa ningún barco. ¿No es verdad?

Sí es verdad, pero es solamente parte de la verdad.

Porque Robinson Crusoe también puede pensar que tiene muchos motivos para sentirse afortunado. Ha sobrevivido, está en una isla en la que tiene agua y comida, y donde no hay algún peligro que sea probable que lo mate.

Así que  Robinson Crusoe puede optar por seguir el modelo de pensamiento positivo o el negativo.

 

Negativo Positivo
Mi barco ha naufragado y no voy a llegar a mi destino PERO yo he sobrevivido y he llegado a tierra
En esta isla no tengo nada para entretenerme PERO tengo a mi disposición agua y alimentos
Estoy solo y nadie me hace compañía PERO no hay nadie que pueda atacarme

 

Podemos imaginar un Robinson Crusoe negativo, que se quedara solo en la columna de la izquierda y se sintiera amargado. Y a un Robinson Crusoe positivo que hiciera el esfuerzo de centrar su atención en lo positivo y que se sintiera feliz.  ¿Cuál de los dos querrías ser tú?

En realidad nadie es siempre de una manera o de otra. Pero cuanto más hagas lo entrenes más ocasiones habrá en que seas el Robinson Positivo.

Los dos caminos.

 

Cada vez que te ocurre algo, tienes ante ti dos caminos. El camino de ser negativo y el camino de ser positivo. Nuestra tendencia natural muchas veces es seguir el camino negativo. Pero podemos entrenarnos para aprender a seguir el camino positivo.

¿Cómo seguir el camino adecuado? ¿Cómo ser positivo?

Piensa en todo lo negativo que se te ocurra acerca de una situación. Y por cada pensamiento negativo piensa en una frase que empiece por pero y que se centre en algo positivo que pasa o en algo negativo que no pasa.

Por ejemplo:

 

Negativo Positivo
Me han echado del trabajo PERO recibiré una importante compensación económica
Tengo que ponerme a buscar trabajo de nuevo PERO tendré más tiempo para encontrar algo que realmente me guste.
He estado dos años en este trabajo y no me lo han valorado PERO he adquirido una experiencia que puede ser muy importante para mi carrera

 

Los hechos son los mismos pero cambia la manera de mirarlos. Estás mirando en modo "Robinson Crusoe positivo", y con solo hacerlo así tu vida ha cambiado.

Cada vez que reaccionas de una manera positiva, no solo estás sintiéndote mejor, sino que estás acostumbrándote a esa reacción y estás haciendo que sea más posible en el futuro.  Y especialmente estás haciendo que sea más probable que optes por ese camino cuando tengas mucha tensión, porque en situaciones de mucho estrés actuamos cómo estamos acostumbrados a hacerlo.

Si te encuentras en la situación de Robinson Crusoe ( o en otra parecida), opta por ser el Robinson Crusoe positivo.

Al fin y al cabo, ¿quién no ha soñado alguna vez vivir en una isla desierta?.

 

Últimas entradas

Otras entradas de Entusiasmado que podrían interesarte

4 comments on “Cómo ser positivo pensando como Robinson Crusoe.”

  1. Ivan

    Como siempre acertado. Aunque hay que entender que la mayoría de nosotros (en el caso de ser Crusoe) evolucionaríamos de lo negativo hacia lo positivo y quizás (si sobrevivimos bastante) a la indiferencia. Nuestra nueva realidad se convertiría en NUESTRA REALIDAD. La cual tendría sus propias cosas positivas y negativas de por sí.

    Un gusto leerte.

    1. Sí, existe una adaptación eso es cierto. Pero esa adaptación requiere un tiempo. En todo caso como bien sabes, lo de Robinson es una manera de recordar la técnica para utilizarla cuando sea necesaria. Un placer verte por aquí Mario.

  2. Me encantó, precisamente estoy pasando por una situación que me tenia muy triste, pero hice el ejercicio y definitivamente hay cosas positivas, en verdad me ayudo mucho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Copyright: Entusiasmado.com 2012
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram