Siempre he visto que se daba por hecho que aprender un idioma era mucho más fácil para un niño que para una persona mayor. ¿Al fin y al cabo sólo hay que ver como habla un idioma un niño que lo estudia y un adulto que lo intenta aprender más tarde no?.

En realidad yo siempre he opinado que no era así. Y , a diferencia de lo que pasa otras veces, las investigaciones me han dado la razón.

Este señor habla mandarín perfecto.

Este señor habla mandarín perfecto.

Infravaloramos el esfuerzo que hacen los niños para aprender un idioma.

Visto desde fuera, y viendo al niño ( como es conveniente si no es tu hijo) en pequeñas dosis, parece que su esfuerzo para  aprender un idioma es relativamente pequeño. Pero si lo piensas bien. ¿Estás seguro de que es así?.

Un niño puede tardar más de 10 años en hablar su propio idioma de una manera correcta. Y eso es estando sometido a la presencia en su entorno inmediato de hablantes nativos volcados en hacer que el niño aprenda. ¿Te imaginas hacer un curso de idiomas de esa duración y de esa intensidad?.

Y en cuanto a las lenguas extranjeras, sólo quiero recordar como, después de haber estudiado inglés desde primero de EGB ( sí, soy de esos dinosaurios que no conocieron la ESO) hasta lo que era COU, es decir por 12 años con varias horas semanales, ni nivel de inglés era extremadamente bajo hasta que pude pasar algunos veranos en Inglaterra y Estados Unidos.

En el caso de los niños que estudian en colegios bilíngües, el resultado es, por supuesto, mejor, pero hay que tener en cuenta que el número de horas que pasan esos niños expuestos al idioma extranjero es extremadamente alto. Y daría para que cualquier adulto aprendiera el idioma más que correctamente.

 

Lo que demuestran las investigaciones.

a) Hay un apartado en que efectivamente los niños tienen una ventaja sobre los mayores. Y es en la pronunciación. Por un lado tienen efectivamente más facilidad para aprender sonidos que no existen en su propio idioma, y por otro lado tienen otra ventaja respecto a los mayores, y es que su oído es mejor. Y el oído es importante tanto para comprender lo que te están diciendo, como para poder mejorar tu propia pronunciación.

Recuerdo que siempre he odiado pedir en inglés un sandwich en el Subway, porque siempre había un empleado apresurado haciéndome preguntas constantes sobre ingredientes, y no conseguía entender la mitad. Estaba preocupado por mi nivel de inglés, cuando un día fuí a un Subway en España. Entonces me di cuenta de que tampoco entendía nada en español. Lo más curioso es que me sentí más alegre por tener una excusa por no entender las frases en inglés, que triste de comprobar mi leve sordera.

b) Sin embargo en memoria los mayores no tienen nada que envidiar a los niños. Y en general parece que no hay nada aparte de la pronunciación que haga que los mayores no puedan aprender igual de bien que los niños. 

c) Incluso es posible que los mayores puedan aprender mejor que los niños por tres motivos: 

1) Por la motivación intrínseca. Cuando una persona adulta aprende un idioma lo hace por su propia voluntad y no obligado.  O si es por una necesidad, como la gente que ha de emigrar a otro país, es una necesidad imperiosa que aumenta sin duda la motivación.

2) Por tener unas técnicas de estudio y de organización más desarrolladas, y perfeccionadas.

y 3) Porque en el caso de las personas que ya han aprendido un idioma, tienen más facilidad para aprender un nuevo idioma.

¿Estás de acuerdo o sigues pensando que cualquier tiempo pasado fue mejor?

 

Copyright: Entusiasmado.com 2012
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram